Cuida tus pensamientos porque se volverán palabras, cuida tus palabras porque se transformarán en actos. Cuida tus actos porque se convertirán en costumbres. Cuida tus costumbres porque forjarán tu carácter. Cuida tu carácter porque creará tu destino. Y...tu destino será tu vida. Ghandi.

16 diciembre 2005

utopía


de Sil.

Se echó al monte la utopía
perseguida por lebreles que se criaron en sus rodillas
y que al no poder seguir su paso, la traicionaron;
y hoy, funcionarios del negociado de sueños dentro de un orden
son partidarios de capar al cochino para que engorde.
¡Ay! Utopía,cabalgadura que nos vuelve gigantes en miniatura.
¡Ay! ¡Ay, Utopía,dulce como el pan nuestro de cada día!
Quieren prender a la aurora porque llena la cabeza de pajaritos;embaucadora que encandila a los ilusos y a los benditos;
por hechicera que hace que el ciego vea y el mudo hable;
por subversiva de lo que está mandado, mande quien mande.

¡Ay! Utopía,incorregible que no tiene bastante con lo posible.
¡Ay! ¡Ay, Utopía que levanta huracanes de rebeldía!

Quieren ponerle cadenas
Pero, ¿quién es quien le pone puertas al monte?
No pases pena,que antes que lleguen los perros,
será un buen hombre el que la encuentre y la cuide hasta que lleguen mejores días.
Sin utopía la vida sería un ensayo para la muerte.

¡Ay! Utopía,cómo te quiero
porque les alborotas el gallinero.
¡Ay! ¡Ay, Utopía,que alumbras los candiles del nuevo día!




'...Creo en la revolución de proximidad.Es la única revolución posible.Cada uno tiene que hacer el esfuerzo de irradiar bien a su alrededor.Ése es el esfuerzo que hay que hacer ahora. No creo en una revolución de masas, en la que llegue un líder para cambiarlo todo.A ese tío,si tiene buenas intenciones, no le doy ni seis meses de vida.Le pegarán un tiro, o lo atropellará un autobús.Si tiene talante conciliador, pronto se dejará comprar o recuperar por el sistema. Lo que creo de verdad es que cada uno tiene que ser un revolucionario en su propia casa. Hay que empezar por uno mismo. ¿Qué puedo hacer yo para cambiar el mundo? A mí mismo,a mi familia y a mi barrio.Es más o menos ahí hasta donde yo puedo llegar.'Manu Chao.DestinaciónEsperanza.Conversaciones.Philippe Manché.Seix Barral

Contramundo

La revolución
La mejor forma de reaccionar contra la desilusión
Es hacer la revolución.
La revolución cotidiana,como las revoluciones de la tierra,que son anuales.

del maestro azagra...



3 comentarios:

silmarillion dijo...

Esprit.
Como no me agrada vestirme de plumas ajenas y menos si esas plumas son del Nano, el texto de Utopía pertenece a Joan Manuel Serrat.

esprit dijo...

:)) no es la primera vez que me pasa! contigo y con más gente,me prendo de textos que luego son canciones de Serrat.

Yo,musicalmente,me quedé con el Serrat de los primeros tiempos,el de Mediterráneo,Cantares,La Saeta,...luego me lo voy reencontrando ya como poeta de manos amigas! guapo! :)

silmarillion dijo...

Mi primo El Nano

Tengo yo un primo que es todo un maestro
de lo mío, de lo tuyo, de lo nuestro;
un lujo para el alma y el oído,
un modo de vengarse del olvido.

Boca que mira,
vecino de Estambul, rey de Algeciras.

Viene del Poble Sec ese atorrante
universal, charnego y trashumante,
que saca, cuando menos te lo esperas,
palomas de la paz de su chistera.

Y, cuando canta,
le tiembla el corazón en la garganta.
Harto ya de estar harto de las fronteras,
va pidiendo escaleras para subir
de tu falda a tu blusa, toca madera:
tendría que estar prohibido un fulano así.

Detrás está la gente que necesita
su música bendita más que comer,
y el siglo que deshoja su margarita...
Yo, de joven, quisiera ser como él.

Tengo yo un primo que es primo de todos,
cada cual a su forma y a su modo;
loco hidalgo con yelmo de Mambrino,
que no teme a gigantes ni a molinos
y cuando gana
el Barça, cree que hay Dios y es azulgrana.

Qué poca seriedad, qué mal ejemplo
para los mercaderes de los templos,
ese alquimista de las emociones
que cura las heridas con canciones.

Mi primo el Nano,
que no me toca nada y es mi hermano.
Harto ya de estar harto de las fronteras,
va pidiendo escaleras para subir
de tu falda a tu blusa, toca madera:
tendría que esta prohibido un fulano así.

Detrás esta la gente que necesita
su música bendita más que comer
y el siglo que deshoja su margarita.

Yo, de joven, quisiera ser como es
mi primo Joan Manuel.


Joaquín Sabina