Cuida tus pensamientos porque se volverán palabras, cuida tus palabras porque se transformarán en actos. Cuida tus actos porque se convertirán en costumbres. Cuida tus costumbres porque forjarán tu carácter. Cuida tu carácter porque creará tu destino. Y...tu destino será tu vida. Ghandi.

25 enero 2009

La elegancia del erizo


Deliciosa lectura que se me pegó en las manos.

Se admiten recomendaciones, porque si me gustó, me gustará....s

En “La elegancia del erizo”, Renée, la portera del burgués número 7 de la calle Grenelle de París, finge ser el prototipo de mujer que esperan ver los vecinos al pasar: con mal genio, de aspecto opuesto al que estipula el culto a la apariencia que practican, casi vulgar… Cuando la realidad es otra: que esa es su defensa, son sus púas, y que posee una vida interior poderosa, privilegiada. Paloma, de doce años, disimula, a su vez, una inteligencia extraordinaria aunque, en su caso, la soledad, lo vano, la superficialidad que la rodea, han alcanzado casi el grado de lo insoportable. Pero sus vidas solitarias dejarán de serlo con la llegada al inmueble de un nexo, de un hombre y su misterio: Kakuro Ozu.

La escritora francesa (y profesora de filosofía) Muriel Barbery ha alcanzado las 30 ediciones con ‘La elegancia del erizo’, publicada ahora por Seix Barral. La novela pone de manifiesto, con inteligencia y humor, y entre muchas otras cosas, que la cultura ya no pertenece a las clases privilegiadas, sino al pueblo. ‘Durante mis estudios superiores me di cuenta de que una pequeña elite de personas, casi siempre adineradas, hacían todo lo posible por apoderarse de la cultura y sentí un fuerte rechazo hacia eso’, comenta. Y el recorrido de la obra que presenta complementa de alguna manera su pensamiento: fue ya en esa trigésima edición, aupada por los lectores, cuando los apoyos de la crítica aparecieron. Los lectores se adelantaron.
http://www.parrafos.org

8 comentarios:

Sugarglider dijo...

Pues tiene buena pinta...

Y yo que llevo todo el mes sin entrar en la Fnac porque no quiero gastarme más dinero en libros...

núria dijo...

Buscar un siempre en el jamás de unas páginas de un libro.

Es el haiku final de La Elegancia del Erizo

Yo empecé a leer el de la biblioteca pública y...acabé comprandomelo :)porque sabía que con el tiempo lo volvería a leer.

(,¨) * (``.) ***

Mar dijo...

Pues habrá que comprarselo. Parece que promete. ¿Y por cuantos € sale?

núria dijo...

pues sobre los 20€ :S

Pero lo tienen las bibliotecas públicas, mejor leedlo primero "porsi" :)

Mar dijo...

Ya lo he fichado en el Círculo de Lectores. Lo compraré en el próximo pedido. Y a reir :D

núria dijo...

Yo lo compré hoy para regalarlo, que no todo iba a ser a través del ciberespacio! ;P

Javier Cercas Rueda dijo...

LA ELEGANCIA DEL ERIZO

La decena de familias ricas que viven en el nº 7 de la calle Grenelle de París piensan que Renée es una portera más. Eso es lo que ella pretende y no deja traslucir en sus palabras y actos visibles nada que lo desmienta. En la realidad es una autodidacta con muchas lecturas encima y con gustos culturales bien cultivados. Sólo un nuevo inquilino japonés sabrá traspasar la protección que Renée ha creado en torno a si. Paloma tiene doce años, vive en ese edificio y también tiene un secreto: es superinteligente.

La niña va suicidarse en unos meses tras prender fuego a su casa y vamos conociendo un diario donde recoge sus ideas y sus reflexiones sobre la vida. En capítulos alternos, Renée va contando cómo ha llegado a ser como es. A partir de un momento, la novela se centra en el presente, en la relación que establecen las dos protagonistas hasta el desenlace final.

La idea es original pero la novela resulta artificiosa y desesperanzada. La imagen de la portera con un cazo en la mano removiendo un guiso y con un tomo de Husserl en la otra resultaría simpática si no fuera inverosímil. Renée es un personaje difícil de creer, por muy de acuerdo que se esté en que no hay que dejarse guiar por las apariencias para juzgar a las personas. La inteligencia de Paloma parece residir en su escepticismo cínico y existencialista. Resulta desde el primer momento una listilla sabihonda que desprecia y critica cuanto la rodea, especialmente a su familia. La gran aportación de su testamento intelectual es que “la vida no tiene sentido”. Todo lo demás son corolarios. La autora quiere denunciar el elitismo cultural francés y ha relacionado para ello a dos solitarios difíciles de digerir para el lector.

Esta supuesta “revelación literaria” francesa (Bayeux, 1969) resulta pesada y de poco interés. El estilo es sobrecargado y a veces farragoso (a la altura de la gran sabiduría de las protagonistas). Su éxito (más de 800.000 ejemplares vendidos) parece debido a una tarea paciente y eficaz de encuentros múltiples con lectores. El marketing directo se demuestra más útil para vender que la literatura. Y es más fácil de hacer.

núria dijo...

Por eso recomendaba la biblioteca pública, Javier. Que los libros son muy caros y no hay dos lectores iguales. Sobre todo si lo empiezas con muchas expectativas.

En mi caso fue un "¿Sabes que libro te gustaría?" de un amigo. No me ha llegado el libro por los medios.

Salut!